El autor.   Opiniones.    Vínculos.   Encuestas.  Noticias.  Foros.  Textos Legales.  Contacto.  Bibliografía.  Libro de Visitas.  Inicio              

 

MALTRATO EN PAREJAS LESBIANAS


 
Publicado el 18/10/02

LOS MALOS TRATOS EN EL SENO DE PAREJAS LÉSBICAS

El título no me pertenece, lo he tomado tal cual de un foro en un portal de Gays y Lesbianas, encabezando un mensaje allí vertido por una mujer lesbiana.

Me ha parecido oportuno reproducirlo, no estando exento de calidad literaria y mostrando una realidad personal de hondo dramatismo, a fin de contraponerlo a la edulcorada imagen que desde cierto ideologismo monosexual se pretende mostrar de los "nuevos modelos" de familia.

Parecería que en esos "modelos" la tónica sería la suavidad y dulzura de relaciones, a contrario de las autoritarias y violentas actitudes machosexistas supuestamente propias de la familia heterosexual.

Así se amplifican mediáticamente el puñado de casos de maltrato y violencia doméstica en familias heterosexuales y se sugiere y se deja insinuado que las "familias" monosexuales serían un modelo "superador" (como argumento incluso para las "adopciones homosexuales") ya que estarían basadas solo en el "amor" y no en mitos y vínculos "artificiales" como el sanguíneo.

Va en entonces el mensaje que evidencia una realidad: nada garantiza que los niños "adoptados" por gays estén libres de sufrir o presenciar violencia doméstica.

"Yo por desgracia he vivido lo que es que tu "novia" "te cruce" la cara por que en el período en el que la relación estaba rota tuviste una historia de "una noche", y sé lo que es despertarme con la cara inflamada y roja tirando a violeta y tener que ir al trabajo con los ojos igual de rojos de llorar y que te pregunten que qué te ha pasado y que no sepas qué contestar, que las lágrimas acudan a tus ojos sin darte apenas tiempo de salir huyendo hacia el baño y la vergüenza de notar los ojos de tus compañeros clavados en tu espalda mientras las lágrimas recorren tu rostro despertando un escozor que te recuerda lo salado de tus lágrimas mientras ya las saboreas y aún no has encontrado la tarjeta para abrir la puerta y proseguir la huida al baño en el que esconderse a llorar "tranquila" mientras en tu puesto suena sin parar tu telf. en el que ella deja incesantemente mensajes deseándote lo peor que te pueda pasar e insultándote a través de alguien que si aún hubiera existido en este mundo no habría permitido que estuviera allí llorando en el baño del trabajo. 

...Y lo peor de todo es que también sé el desenlace de "PERDONAR" ...para que ya la humillación física y psíquica sea completa, continua y desalmada. 
...y sé lo que es despertarse un día en la cama, a su lado, y mirarla y pensar que en el fondo no conoces a esa persona, porque alguna vez te enamoraste de alguien que poco a poco fue cediéndole el lugar a ese otro ser que está a tu lado y que no reconoces.
...y sé lo que es finalmente, salir con una pierna destrozada, con la valentía de la "leona herida" de Mesopotamia "arrastrando" la maleta, con la suficiente templanza para no caer por los temblores en las piernas provocados por el miedo de saberla ya despierta, con el ruido, llegando hasta un taxi que me llevara a un tren que pudiera alejarme de ella para siempre aunque en unos días sólo la alejara el "anonimato que te da una gran Ciudad" (...sabia frase que no es mía); y saber por lo previsible de los eventos a los que asistirá para no ir a menos que lleve una "buena escolta", que tengo la posibilidad de seguir huyendo de ella.


MÁS SOBRE MALTRATO Y VIOLENCIA EN PAREJAS HOMOSEXUALES 

Publicado el 23.10.02 

Reanudando el tema del mensaje anterior, transcribo parte de un artículo de fuente insospechada de parcialidad, como que proviene de un website de orientación homosexual, y brinda interesantes conclusiones sobre un verdadero ocultamiento de una realidad que dista mucho de ser idílica:

"Según sus estadísticas (de USA), en 1997 recogieron 3327 casos de violencia entre parejas de gays y lesbianas. De éstos, 1746 correspondieron a hombres, 1581 a mujeres. La incidencia de la violencia se repartió entre las grandes ciudades, siendo Los Ángeles y San Francisco las más afectadas por esta lacra. Es curioso porque según los estudios de esta organización, la violencia doméstica alcanza a una proporción de entre el 25 y el 33 por ciento de la población homosexual. Justo el número reflejado en la revista Advocate. Puede que sea una casualidad, o puede que no.

A pesar de que esta incidencia es preocupante y que se dan casos de violencia extrema, llegando en algunos casos al asesinato, la violencia doméstica gay no es noticia ni dentro de la comunidad ni fuera de ella. Mientras los asesinatos homófobos de gays y lesbianas atraen siempre un interés inusitado por parte de los medios de comunicación, la violencia doméstica sufrida por gays y lesbianas es invisible y en parte un tema tabú para los medios generalistas, y más aun para los medios gays. Los especialistas que trabajan en la prevención de este tipo de violencia hacen hincapié en que es muy dificil prevenirla porque, habitualmente, los gays y lesbianas no quieren ni oir hablar de ella. Los que la sufren se averguenzan, si es que son conscientes de su situación. Es una violencia tan invisible que piensan que no les pasa a nadie más. Suelen sentir vergüenza, además, porque es una violencia que proviene de una persona que es su igual (no como ocurre en el caso heterosexual); que es un hombre como él o una mujer como ella, por lo que la víctima suele sentirse avergonzada por no ser capaz de detener a su agresor o de defenderse. Además, estas situaciones son difíciles de reconocer como "violencia doméstica" por parte de la víctima por el prejuicio que dice que esta violencia se da siempre cuando hay un hombre y una mujer implicados. Otra razón de la invisibilidad de este tipo de violencia es que los gays y las lesbianas creen que hacer público que en sus relaciones también pueden existir la violencia, el abuso, la humillación etc, sólo concitará sobre ellos aun más homofobia. Muchos piensan que es obligación de la comunidad gay-lesbiana ofrecer a la opinión pública una imagen idílica de las relaciones homosexuales"

LO DICE LA REVISTA GAY "ADVOCATE" 

Publicado el 25/10/02 

"Hace unos meses, la revista gay Advocate realizó una de sus habituales encuestas sobre temas relacionadas con la comunidad gay-lesbiana. En esta ocasión la pregunta era: "¿Has sido alguna vez objeto de violencia por parte de tu pareja?". Sorprendentemente, o quizá no tanto, las respuestas se dividieron de la siguiente manera: contestaron que no un 67.8 y contestaron que sí un 32.2%. No es una cifra baja pero aun así hay que tener en cuenta, además, que muchos gays o lesbianas tienen dificultades para asumir que son maltratados por parte de sus parejas, y que en muchas ocasiones ni siquiera son capaces de reconocer ese maltrato, por lo que se supone que las cifras podrían ser mayores. En todo caso, el tema ha cobrado la importancia que merece y en muchos grupos y asociaciones de gays y lesbianas se han comenzado a formar grupos de autoapoyo para personas maltratadas, así como también asociaciones que luchan especificamente contra este tipo de violencia y que pueden ofrecer información y apoyo a las víctimas de estas situaciones para que puedan recuperar la salud física y mental." 
(Reproducido de un portal de orientación gay)

 
Las opiniones y divulgaciones de este Sitio Web pretenden ser útiles a la humanidad. El autor desea su reproducción en gran escala, pero se agradecerá citar la fuente. Me pondré contento si algún WebMaster coloca este sitio como vínculo en alguna página y le ruego que me avise. Si alguien -improbablemente-  considera violado su derecho de autor, hágalo saber antes de iniciar un juicio y seguramente nos pondremos de acuerdo. Correo a Robertbaldini@hotmail.com. Opiniones. Vínculos. Interactividad. Noticias. Textos legales, proyectos y debates parlamentarios.  Bibliografía. Libro de Visitas. Contacto. El autor. Inicio.  Ultima actualización 30/07/2003. Noticia Importante: Esta página fue editada en el período 2002/2003. El tema de la "adopción" por parejas homosexuales ha quedado ampliamente superado por las patermaternizaciones fraudulentas por inseminación anónima o alquiler de vientres. Para actualizaciones de esta página a partir del año 2011 ver mi nuevo blog www.ernestolamuedra.blogspot.com